La noche que Sinéad O’Connor rompió una foto del papa Juan Pablo II y “arruinó" su carrera

En octubre de 1992, la cantante Sinéad O’Connor rompió una foto del papa Juan Pablo II durante su participación en el programa Saturday Night Live

La noche que Sinéad O'Connor rompió una foto del papa Juan Pablo II

La noche que Sinéad O’Connor rompió una foto del papa Juan Pablo II

YouTube / NBC

“Lucha contra el verdadero enemigo”, dijo Sinéad O’Connor a las cámaras después de romper una foto del papa Juan Pablo II.

3 de octubre de 1992. El famoso programa de televisión Saturday Night Live avanzaba su transmisión sin mayores contratiempos. En algún momento, el host invitado –el actor Tim Robbins– detuvo las bromas y los sketches para darle la bienvenida al acto musical del episodio: Sinéad O’Connor. Lo que sucedió en los minutos posteriores no solo desataría uno de los grandes escándalos de la televisión noventera, también provocó la caída de una mujer que parecía estar a punto de comerse al mundo con su talento. Así fue la noche en la que Sinéad O’Connor “destruyó" su carrera tras romper una foto del papa Juan Pablo II al aire.

La noche que Sinéad O’Connor rompió una foto del papa Juan Pablo II

La producción del show de NBC había sido engañada. El equipo de Sinéad –fallecida el 26 de julio de 2023– pidió un día antes de su cita televisiva cambiar la canción que interpretaría en una de sus actuaciones, sustituyendo uno de los temas del álbum Am I Not Your Girl? por una versión a capela de War, clásico de Bob Marley. La interpretación, capturada a petición de la artista por una sola cámara sin posibilidad de cortes, cerraría con la imagen de niños etiopes, víctimas de desnutrición.

O’Connor cumplió con cada uno de los puntos prometidos, salvo el mostrar una fotografía de niños africanos. En su lugar, mientras cantaba el verso “estamos confiados // en la victoria // del bien sobre el mal”, la irlandesa sacó una foto del papa Juan Pablo II, la mostró a las cámaras y la rompió en pedazos. “Lucha contra el verdadero enemigo”, dijo antes de que la transmisión se fuera a un corte comercial. El silencio imperó en un set acostumbrado a llenarse de risas.

“No sabía que eso pasaría”, dijo Lorne Michaels, creador y productor del programa, al libro Live from New York. “Estaba atónito, pero no tanto como el tipo de la audiencia que intentó cargarla y acabar con el show mientras ella estaba ‘pecando’. Seguridad tuvo que sacarlo (del foro)”.

El acto de Sinéad causó revuelo en los medios estadounidenses. Horas después de la transmisión del programa, la NBC recibió miles de llamadas de espectadores quejándose por lo ocurrido. La cantante fue tachada de apóstata, sacrílega y hasta hereje. La Iglesia Católica alzó la voz y condenó su actuar.

¿Por qué Sinéad O’Connor rompió una foto del papa Juan Pablo II en televisión?

La razón por la que Sinéad O’Connor rompió una foto del papa Juan Pablo II se reveló poco después. La irlandesa, nacida y educada en el seno de una familia católica conservadora, quería protestar por el creciente número de denuncias de abuso sexual al interior de la Iglesia Católica y los esfuerzos sistemáticos de sus responsables –"el verdadero enemigo"– por callarlas. Ella también había sido víctima de ello.

Según contó, la imagen del obispo de Roma permaneció colgada en el dormitorio de su abusiva madre por años. El día de su muerte, uno de los eventos decisivos en la vida de la cantante, Sinéad bajó el retrato y juró romperlo como un acto de venganza personal por el abuso que había sufrido en la infancia. “El abuso infantil es una crisis de identidad y la fama es una crisis de identidad, así que pasé directamente de una crisis de identidad a otra”, dijo en alguna ocasión. Y así lo hizo aquella noche en Saturday Night Live, sin importarle las terribles consecuencias que ello traería a su carrera.

Dos semanas después, durante un homenaje a Bob Dylan en el Madison Square Garden, Sinéad O’Connor fue abucheada por los asistentes en cuanto pisó el escenario. Estóica, interrumpió su actuación y ofreció una nueva interpretación de War. Esa fue la última ocasión en la que la industria estadounidense la reconoció como una de los suyos. Conforme avanzó el tiempo, el impacto de su denuncia en SNL se hizo notable. Dejaron de apoyarla y contratarla, también de darle oportunidades. El brillo de la estrella que había conquistado al mundo con su versión de Nothing Compares 2 U se agotaba por la presión del mundo.

La desaparición de una enorme cantante

Tras las críticas que enfrentó, Sinéad O’Connor “desapareció" de la industria musical, regresó a Irlanda y mantuvo una carrera discreta. Siguió sacando discos, pero sus actuaciones en vivo eran cada vez menos. La llegada de sus hijos y el diagnóstico de diversas enfermedades la llevaron a ocultarse del ojo público.

El bloqueo que la industria musical estadounidense le aplicó continuó hasta el día de su muerte. Su nombre fue retomado por medios por tragedias personales, no para promocionar sus álbumes. Aunque se dijo que todo había sido motivado por los productores de Saturday Night Live, sus creadores nunca pidieron su expulsión de la fama, solo la vetaron del programa para evitar eventos como esos. “Yo creo que fue la cosa más valiente que pudo haber hecho. Ella fue monja. Para ella, la Iglesia simbolizaba todo lo que estaba mal al crecer en la Irlanda en la que ella creció, así que hizo un fuerte statement político”, recordó Michaels.

Sinéad O'Connor, la cantante que rompió la foto del papa Juan Pablo II

Sinéad O’Connor, la cantante que rompió la foto del papa Juan Pablo II

Instagram / Spotify

Sinéad O’Connor nunca mostró arrepentimiento. Por el contrario, en muchas ocasiones defendió lo que había hecho aquella noche. “Todos quieren una estrella de pop. Pero yo soy una cantante de protesta. Tengo que sacar las cosas de mi pecho. No tengo interés por la fama”, escribió en su biografía Rememberings de 2021.

Más contenido como este
La presentadora de televisión estadounidense le dice adiós al mundo del entretenimiento
Weston Cage fue arrestado por un incidente de violencia contra su madre el pasado mes de abril, aunque aparentemente, sucedió en medio de una crisis de salud mental
La actriz recordó que su país está viviendo “un tiempo muy frágil” y definió como “una causa delirante ponerse a buscar un candidato alternativo”
Según declaraciones, todo empezó cuando Alex Gou y Erik Rubín invitaron a la cantante para que se integrara a la producción
Jennifer Garner estuvo casada con Ben Affleck de 2005 a 2018 y tuvieron tres hijos