LA SALUD MENTAL DE LOS ROYALS- una historia íntima

GettyImages-52117613-scaled.jpg

Por Gabriella Morales-Casas Durante el siglo XX la realeza escondió sus problemas de salud mental, a finales de los 90’s se produjo “el mal de las princesas” como se llamó a la anorexia que padecieron Lady Di y Victoria de Suecia. Ha sido hasta 2020 que la realeza europea decidió hacer frente a estos temas e inclusive, a crear campañas para su sensibilización. Este es un vistazo a los casos internos de salud mental en las monarquías y por qué sí importa que lo reconozcan.

GettyImages-52117613-scaled.jpg

Fotos Getty Images

Todo el mundo sabe que la princesa Diana de Gales padeció bulimia y anorexia nerviosa desde que se comprometió con el príncipe Charles en matrimonio, en 1980; esto lo reveló en una entrevista televisiva en 1997 (Panorama, con Martin Bashir); también hemos escuchado los rumores de la salud mental de la infanta Elena de España; y recientemente, que la salud mental de la duquesa de Sussex fue el motivo por el que ella y su esposo, Harry, decidieron separarse de la familia real británica, para cuidar la paz de su mente… En tiempos en los que la salud mental está considerada “la próxima pandemia mundial” por la OMS y que la depresión es un problema de salud pública global, la realeza tiene un rol importante para ponerla sobre su agenda filantrópica y de conciencia social que empieza por aceptar que ellos mismos la han padecido. Como dicen las abuelas, “sucede hasta en las mejores familias” y eso implica que mientras más se hable del tema, más gente podrá recibir apoyo.

GettyImages-79729809-scaled.jpg

Fotos Getty Images

La influencia de Diana sobre Harry Harry, dejó de pertenecer a Royal Foundation cuando abandonó su papel como senior royal, sin embargo, trabaja desde EUA con su propia asociación Sentebale, que apoya a niños de Botsuana –su lugar favorito en el mundo–, que padecen VIH y depresión infantil. “Todo lo que vivió mi mamá me hizo sensibilizarme a la salud mental; yo mismo tenía problemas con eso… fui a terapia muchos años porque tenía mucha rabia y miedo. Cuando ella murió me desestabilicé completamente”, dijo el príncipe en una entrevista para ITV en 2018.

GettyImages-1205521708-scaled.jpg

Fotos Getty Images

Ya establecidos en Santa Bárbara, Harry y su esposa, Meghan, acudieron al podcast Teenager Therapy producido por el gobierno local, donde platicaron de su propia experiencia con los problemas mentales y emocionales vividos en los últimos años, situaciones que los empujaron a su decisión de independencia y a seguir trabajando en pro de la salud mental. “Vi sufrir mucho a mi mamá y por eso tomé personal mi tarea sobre la salud mental. Estoy convencido de que, antes inclusive que la salud física, es importante, porque esa es la que te empuja a luchar por tu vida”, dijo Harry. Diana fue la primera royal en revelar sus intimidades y la primera celebridad en hablar de la bulimia y anorexia (la cantante de los años 70’s Karen Carpenter murió de anorexia, pero ella nunca lo habló ni en lo público ni en lo privado), poniendo sobre la mesa un tema del que poco se conocía y su origen: problemas emocionales. En su libro autorizado, escrito por Andrew Morton, Diana Her True Story, confiesa que sufría paranoia y que llegó a tirarse por las escaleras estando embarazada y a cortarse los brazos para llamar la atención, no tanto para suicidarse realmente. “Eran gritos de auxilio ante la indiferencia de mi esposo; yo era joven, era inmadura me sentía sola y no tenía en quién confiar”, confesó. Esa alerta fue malentendida por la familia real, según Diana, al grado de intentar internarla en una institución mental. Charles la mandó con su psiquiatra de cabecera, Lauren van Der Post, pero ella buscó a su propio terapeuta “porque desconfiaba de todos”. Margaret, el vacío de los excesos Pero no fue Diana la única royal que padeció de trastornos emocionales. La princesa Margaret es el ejemplo más claro de cómo muchas personas se refugian en los vicios para sobrellevar sus cargas personales. Su inestabilidad emocional tuvo consecuencias. En 1974, Margaret tuvo una crisis nerviosa en Moustique –isla africana en donde pasaba sus vacaciones de verano–, según reportaron los medios británicos en su momento. Esto dio por resultado que comenzara a ser atendida por el psiquiatra Marc Collins, de la clínica Priority, famosa por atender pacientes de alto perfil. En medio de este tratamiento psiquiátrico en el que se le recetaron pastillas ansiolíticas Mogadon, Margaret consumió de más en una ocasión provocando una sobredosis. Se rumoró que fue un intento de suicidio. El diario The Tepegraph escribió en 2009 un artículo al respecto: “Los amigos siempre han negado que haya sido un intento de suicidio. Más tarde explicaría: ‘Estaba tan exhausta por todo, lo que quería hacer era dormir... y lo hice, hasta la tarde siguiente’”. Cierto o no, la salud mental de Margaret fue siempre objeto de preocupación para la Corona. Victoria de Suecia La princesa heredera al trono de Suecia, Victoria Saxo-Coburgo y Gotha, vivió en carne propia la oscuridad de la salud mental y sobrevivió para contarlo. Al igual que Lady Di, Victoria padeció anorexia nerviosa y estuvo a punto de morir. Esto sucedió en 1993 cuando salió de la preparatoria. “Era una adolescente regordeta y todo el mundo en la universidad me recordaba que las princesas no debían ser gordas, sino delgadas y bonitas; yo nunca me sentí así. Entonces empecé a hacer dietas insalubres con tal de adelgazar, hasta que casi me muero”, declaró en 2017 en un documental para la televisión pública sueca SVT. La heredera al trono compartió que tomaba una medicina contra la ansiedad “y que no es algo malo bajo cuidado médico; no debemos avergonzarnos por atender nuestra salud mental”. Victoria fundó Princess Victoria Fund en 1997, para apoyar la salud mental de niños y adolescentes con enfermedades crónicas, ya sea congénitas o adquiridas. Daniel Watlin –esposo de la princesa– es quien opera la fundación, por lo que hoy se llama The Swedish Crown Princess Couple’s Foundation. “Si no hablamos nosotras que somos privilegiadas, quién lo hará por quienes no tienen nada”, dijo Victoria en su discurso en el Premio Nobel de la Medicina en 2017. A fin de cuentas, es uno de los papeles de la realeza, ayudar e inspirar.

GettyImages-1186004993-scaled.jpg

Fotos Getty Images

Licenciada en Ciencias de la Comunicación. Editora web y Social Media Manager de la revista Caras México de Editorial Televisa.
Más contenido como este
El empresario y expresidente califica de imperdonable la renuncia a las responsabilidades reales del Príncipe Harry
Al mantener el deseo de la princesa de Gales de proteger su privacidad durante este periodo de recuperación, se ha alimentado más a las especulaciones
La familia de Ira von Fürstenberg ha estado involucrada en disputas judiciales por la herencia de la fortuna familiar tras el fallecimiento de su madre Clara Agnelli
La princesa tuvo solo dos hijos, Hubertus y Christoph, quien falleció en 2006, dejando al primero como único heredero
La princesa que rompió moldes, relacionada con personajes como el emérito rey Juan Carlos y Rainiero de Mónaco